Conteo regresivo.

Texto y foto: José R. Castillo Argüelles.

Ha comenzado el conteo regresivo para la puesta en marcha de la fase semifinal de la 47 Serie Nacional de Beisbol que comenzará esta noche a las ocho en el estadio Guillermón Moncada con el enfrentamiento entre los más enconados adversarios de la División Este de la pelota cubana : Santiago de Cuba, campeón vigente y Villa Clara, uno de los aspirantes a ceñirse la corona.

No es necesario subrayar que al convite asistirán no solamente los miles de aficionados que repletarán la histórica instalación del Reparto Sueño en la heroica ciudad sino que, además, millones de cubanos estarán pendientes de cuanto ocurra en el diamante; bien sea a través de la radio o de la televisión, que darán cobertura completa a este gran acontecimiento deportivo.

Según se ha anunciado los lanzadores abridores serán Norge Luís Vera por los campeones y el también derecho Luís Borroto, por los anaranjados.

Los indómitos vienen de vencer en tres encuentros a los Leñadores de Las Tunas, mientras que sus adversarios tuvieron que pelear duramente, a lo largo de cinco juegos, para imponerse al conjunto de Ciego de Ávila.

Los guarismos acumulados por uno y otro en la recien concluida fase de cuartos de final son estos: en bateo Santiago de Cuba lo hizo para promedio de 330, en tanto Villa Clara solamente promedió para 241. La tropa local acumuló cuatro jonrones, mientras que los visitantes despacharon seis.

En el pitcheo el desempeño de los naranjas fue superior: 2.05 de efectividad colectiva, resultado de 10 carreras limpias en 44 entradas, mientras que las Avispas de Pacheco quedaron en pobre 5.33, en virtud de 16 limpias en 27 entradas.

Con respecto a la defensa, Santiago de Cuba lo hizo mejor en el breve trecho recorrido en la post-temporada: 985 con 1 error en 121 lances, al tiempo que los discípulos de Víctor Mesa trabajaron para 985, pues cometieron 3 errores en 204 lances. Pero no hay por qué llamarse a engaño: Villa Clara fue el mejor equipo a la defensa durante la larga etapa preliminar y eses, sin dudas es uno de los estandartes del equipo.

Dos gloriosos ex-jugadores se encuentran al timón de estos respectivos conjuntos: Antonio Pacheco -foto- en el puesto de mando de los titulares nacionales y Víctor Mesa como estratega de los anaranjados; ambos, con un marcado contraste en en su proyección escénica : Víctor intranquilo y locuaz, Pacheco sereno y parco. Los dos, grandes ídolos con arraigado poder de convocatoria.

Así las cosas, bastaría añadir, en estas breves notas de preludio, que la natural agresividad y espíritu de victoria que caracteriza a ambos equipos garantizan, de antemano, una lucha sin cuartel desde el mismo momento en que se escuche la voz de play-ball.



Comentarios

Wangbu ha dicho que…
Ola! Me Wangbu. Soy de las Filipinas. Usted tiene un hermoso blog. Estoy tan feliz de visitar.

Entradas populares de este blog

Santiago arrolló a Las Tunas y lidera invicto fútbol cubano

Diablos Rojos lideraron Grupo C tras primera fase clasificatoria