Avispas y Lobos desde la 1.15 de la tarde en el Guillermón Moncada.

lunes, diciembre 03, 2012

Santiago de Cuba, comienzo escabroso en la Serie Nacional


















 

Foto: Gerardo Mayet Cruz

Cuatro fracasos en cinco salidas al diamante ilustran claramente el tormentoso inicio de temporada que ha tenido el equipo de Santiago de Cuba,  hundido en las profundidades de la tabla de posiciones y con el único consuelo de ver en peores condiciones a la representación de Holguín que todavia no ha podido lograr su primera victoria.

Después de sufrir una escalofriante barrida en Bayamo que ensombreció su estreno la tropa de Evenecer Godínez regresó a su cuartel general en el Guillermón Moncada e interrumpió el ingrato patinazo de la arrancada con un triunfo a costa del inspirado elenco de Isla de la Juventud que previamente había ganado titulares con su inusitado escobazo a las huestes villaclareñas.

Sin embargo, este domingo el zurdo Wilber Pérez volvió a sembrar la infelicidad entre los parciales de Las Avispas con un dominante pitcheo que llevó siete ceros a la pizarra y dejó en manos de su compañero de equipo Jesús Reynaldo Amador el completamiento de una espesa lechada que sumió en profundo silencio al graderío santiaguero.

Wilber (3-0) se enseñoreó en el montículo y dejó en cinco imparables el gasto ofensivo de sus rivales -todos sencillos- : dos a la cuenta de Gelkis Jiménez y uno per cápita de Daniel Aguilera, Alexei Bell y Michel Gorgüet.El zurdo pinero ponchó a ocho, concedió tres boletos, cometió un wild pitch y propinó un pelotazo

A seguidas sobrevino un cierre de lujo a cargo de Amador, quien tiró dos entradas sin jits con un ponche y un boleto.

El categórico desempeño del pitcheo de los ultramarinos fue respaldado con una ofensva de nueve jits que encabezó el torpedero Dainie Gálvez (4-3, 1 impulsada, dos anotadas).

Vale hacer notar que la artillería pinera propulsó tres de las ocho carreras que consiguió el equipo - más que suficientes para consagrar la victoria-; sin embargo sumaron otras cinco anotaciones que fueron sucias y que fraguaron por la calamitosa combinación de cinco errores de la defensa indómita y la pasmosa cantidad de cuatro onerosos wild pitch de los tiradores locales.

El novato zurdo Ulfrido García (0-1) no pudo corresponder a la confianza depositada en él y saltó del montículo en la misma primera entrada después de enfrentar a cinco bateadores, a uno sólo de los cuales pudo dominar (permitió dos jits y par de carreras limpias).

Luego desfilaron por el box Frank Montero Luna (tres y dos tercios, cuatro incogibles, cuatro carreras, una limpia); Osmeri Romero (cuatro capitulos, dos imparables, dos carreras sucias) y Elisdeilis Núñez (una entrada, un jit).

El mentor Evenecer Godínez llevó tempranamente a la banca a tres de sus principales artilleros: Pedro Poll, Alexei Bell y Edilse Slva. La decisión es en verdad muy cuestionable por ocurrir en medio de una franca desventaja y con el equipo necesitado de producción ofensiva para remontar el adverso marcador.

Godínez no tuvo reparos en llevar al terreno a la sangre nueva, en total cinco debutantes salieron al ruedo: el ya mencionado serpentinero Ulfrido García, Osmeni Romero (también lanzador),  el jardinero Yaciel Pérez, y los jugadores de cuadro Javier Rafael Randich y José David Silveira.

Demás resultados de la jornada: Pinar del Río 2-Artemisa 1 / Ciego de Ávila 5-Sancti Spíritus 8 / Mayabeque 0-Villa Clara 2 / Cienfuegos 0-Camagüey 1 / Industriales 5-Holguín 3 / Granma 3-Guantánamo 7 / Las Tunas 1-Matanzas 2.

Posiciones: Matanzas 5-0 / Isla de la Juventud 4-1 / Camagüey, Guantánamo, Industriales, Las Tunas, Mayabeque, Granma y Sancti Spíritus 3-2 / Cienfuegos, Pinar del Río y Villa Clara 2-3 / Ciego de Ávila 2-4 / Artemisa y Santiago de Cuba 1-4 / Holguín 0-5.